Oración a San Expedito para vencer las pruebas

Para poder revertir los infortunios que Dios pone en el camino de tu vida, busca la solución y el consuelo para vencer las pruebas que te pone la vida con estas Oraciones a San Expedito. Con firmeza y fervorosamente el petitorio llegará al corazón de este milagroso Santo!

1. Rezo para superar obstáculos

oraciones milagrosas y poderosas a san expedito para vencer pruebas

Señor, Santo Milagroso Expedito, que llegas al corazón de todos los sufrientes siervos que se dirigen con confianza a ti. Te suplico me mires desde tu Altar y me des el respiro que ansío para poder retornar a la calma!… En esta Sagrada Oración elevo mi rezo, para que alivies mis pesares!

Tú, oh, Santo Inmaculado!… Que rechazaste firmemente el poder diábólico y te mantuviste consolidado y sin cambiar la actitud, oh, Patrón de mi Esperanza! Te pido me fortalezcas para ser incondicional ante Dios y ante tu imagen amada…

Hoy me arrodillo ante tu espíritu con un pedido desesperado, porque necesito de ti!…( pide tu gracia ). Sé, amado Pastor del Señor, que en forma urgente, calmarás mi sed y me darás la fortaleza para salir victoriosa de este problema…

Ábreme tu corazón!…Te elevo esta plegaria con mi último aliento,  para recibir tu ayuda Milagrosa. Eres quien me dio sabiduría para rezar con la grandeza que merecen, los Santos Valientes y generosos, cual tú lo eres!

Seré para ti, oh, venerado Expedito, abogado de lo imposible, tu fiel servidora, sea cual sea tu respuesta… Estaré arrodillada ante ti, para rendirte mi amor incondicional y eterno… Oh Bendito Seas, Santo Misericordioso!Así Sea

2. Súplica para derrotar problemas

Glorioso Santo!… Deposito en tu fuerza protectora, mi pedido de auxilio… Ayúdame con tu Luz a derrotar mis inconvenientes… Tú los conoces, porque muchas veces te los he nombrado afligida y desconsolada! Sígueme bendiciendo, oh, San Expedito!

En cada paso que doy, me encuentro con un obstáculo que debo aprender a quitar de mi camino sin desesperarme!… Enséñame tú la fórmula, para no decaer ante la adversidad!…Cuida mi salud y la de los míos, y desde ese lugar enfrentaré con valentía todo cuanto me dañe!…

Oh, amado Santo Patrono de las causas justas e imposibles!… Voy a rezar ante ti por el milagro que ansío de tu bondad!… Haz renacer en mí la esperanza suprema confiando y atendiendo mi oración y mi súplica. Yo en ti confío ciegamente, Glorioso y Prestigioso Santo!

Eres quien concede con tu Generosidad, cada pedido de ayuda de quienes te invocamos… Eres el más venerados de los Santos! La Cristiandad del mundo entero te aclama permanentemente!… Eres quien repartes con bondad… y tu corazón siempre abierto, para auxiliar está!

Tienes un Altar inconmensurable para la fe cristiana y la paz de los hombres que te respetan… Eres valorado como el Único en quien pueden confiar, para causas justas y urgentes! Oh, amado Patrono de los humildes y desesperados… No me abandones!Amén

3. Pedido para subsistir ante las dificultades

Quién sino tú, venerado Santo mío, Expedito de mis oraciones permanentes, y de mi fe, apostada en tu imagen?… Quién vendrá en mi auxilio cada vez que te proclame a ti, Apóstol de los  angustiados?

Intercede ante mi dolor…Tú que te rodeas con la virgen María y estás tan cerca de Nuestro Señor Jesucristo, intercede por mi paz y bienestar!… Santo y Abogado, de quienes confiamos en tu magnánima benevolencia y humildad!

No permitas que retroceda cuando las dificultades me avasallen y las pruebas se hagan insostenibles!… No permitas, Santo de mi alma, San Expedito, Supremo entre los Santos! Luchador y Servidor de los humildes… Yo te venero, Santo mío!

Seré fiel en mi conducta y en tu nombre inmaculado y en cada oración, estará puesta la total devoción por tu alma, oh, Glorioso!… Ayúdame, fiel Santo, a reprimir excesos y a fortalecer mi espíritu para lograr salir a flote del martirio y del dolor!

Con tu urgencia me darás las soluciones necesarias, para que pueda salir victoriosa de conflictos y perjuicios… Tú has de ser, mi siempre Protector, que con tu Misericordia me enseñarás a cumplir los mandatos de la iglesia… Oh, Loado…Oh, Señor…

Confío en la oración que recito para ti, con emoción, con esperanza y con confianza… con la fuerza enardecida de tu imagen en mis ojos… y mi siempre Amor!Así Será

Deja un comentario