Oración a San Expedito

Con estas oraciones a San Expedito conseguirás que te escuche, y que el milagro que esperas se haga realidad. Saca toda tu fe y pídele por tus necesidades más urgentes y verás que él no te defraudará!:

Oración milagrosa al Santo de lo imposible

Las plegarias al Santo que todo lo puede, pedidas desde tu profunda fe, serán un bálsamo en tus momentos difíciles. San Expedito es el Patrono de las causas más justas y nobles y la oración dicha con intensidad, convoca el alma de quienes necesitan de él.

1. Oración original

horacion poderosa a san expedito para pedir algo una manda de suplica a dios

Esta es la plegaria que se ha venido utilizando tradicionalmente. Al rezar esta oración milagrosa sentirás un alivio para tu dolores y alimentarás tu espíritu, con un desesperado mensaje de amor y esperanza.

Oh, amado San Expedito, abogado de las causas que se demoran y se pierden dentro de un mar de injusticias. A ti recurro con los ojos húmedos y las manos entrelazadas, invocando tu nombre misericordioso.

Que mi súplica llegue a tu alma y mi dolor a tu poderío espiritual!… Milagroso Santo que acudes a mí cuando te invoco en los momentos tensos y angustiantes. No me abandones! Siente en tu corazón mi desesperado rezo y abre tu alma para dar un respiro a mis problemas…

Oh, loado Expedito! Te imploro, protege a mi familia y a mí de todo mal! Ten en cuenta mi pedido desesperado!… Te imploro (haz tu pedido fervorosamente) consideres mi petitorio en forma urgente!

Retorna a mi vida la tranquilidad y bríndame el sustento espiritual y material para poder vivir en paz. Seré tu sierva fiel, por siempre y haré un culto de ti, como agradecimiento a tu generosidad. Así sea.Amén

2. Para necesidades Urgentes

3. Oración corta para causas justas

Si rezas con devoción y confianza elevando tu desesperanza al Patrono de las causas urgentes, hallarás una rápida y compasiva solución. El Abogado misericordioso, aguarda tu súplica para recompensarte con su benevolencia.

Oh, Señor, loado San Expedito, que buscas para tus fieles las respuestas y soluciones a su dolor, te imploro escuches mi ruego… Mi pesadumbre y mi aflicción están dentro de las palabras que hoy te alcanzo en mi oración!…

Oh, Expedito, que jamás te rindes a las injusticias ni a los agravios… Que llevas en tu espíritu la nobleza del sufriente que no se doblega por ninguna causa y por terrible que sea!

Dame la Luz para paliar la oscuridad que existe en mi angustia! Dame tu fuerza para derrotar esta impotencia que me acecha… Concédeme tu don, Santo de todos, quienes  confiamos en ti !
Amén

4. Rezo para un pedido especial

San Expedito es conocido como el Mártir de las causas imposibles, que protege a quienes lo invocan para cualquier pedido de ayuda. Si estás sintiendo desesperanza, porque algún problema te atormenta, pide con todas tus fuerzas a este Santo y verás que tu propia plegaria, será una orden para él. 

Salvador de mi infortunio… oh, San Expedito, Señor que desatas mis angustias y mis males, para convertirlas en liberación… Oh, sagrado Patrón de los desventurados!

De rodillas me pongo ante tu altar para que des paz a mi sufrimiento! Necesito de ti, hoy más que nunca! Dame tu señal de amor y considera mi problema (di ahora lo que deseas te conceda)

Amado, tú que luchaste contra el diablo, necesito me liberes del tormento, que me toca vivir en esta instancia. Te pido me salves de quienes me ignoran o me hacen mal. Deseo sentir que tengo tu bendición, para poder seguir adelante con mis propósitos. Oh, loado San Expedito!…

Tú que gozas de la gloria eterna por haberte salvado de quienes te negaban y maldecían… Tú que das tu amor a quienes convocan sus pesares frente a tu espíritu y tu generosidad… Te pido me ayudes en este mar de dolor y soledad!

Bríndame tu paz y condecórame con tu bendición, Santo de mi devoción! Auxíliame de quienes me quieren ver tirado, enfermo y sin remedio…

Yo seguiré siendo fiel a mis creencias y devoto insoslayable al amor que te profeso! Elevaré tu nombre y haré que respeten tu credo, porque eres, Santo mío, de las causas imposibles, quien nunca declinó su ayuda, cuando un fiel te busca en las tinieblas…

Con tu humildad me vestiré y saldré al mundo agradecida por tu amor indeclinable, oh, Santo mío, que nunca me dejaste sola y perdida en el infierno, porque con tu mano me arrastraste hasta el mismo cielo de esta tierra donde vivo…

Mi agradecimiento es infinito, Patrón de mi esperanza, oh, Santo mío! Debo agradecer ahora la serenidad que siento al haberme conectado con tu alma, Expedito! Aguardo tu milagro en mi ajado destino…

Siempre vivo en mi oración y mis ruegos, oh, Expedito! Tráeme armonía en mi penuria… Nada impedirá que esta plegaria, me haga presa de tu amor y tu humildad. Oh, fiel Santo, Salvador de esta, tu hija… te agradezco por mi vida y tanto más! Así sea!Amén